Post-Covid
Qué comer para acelerar la recuperación?

Algunos de los efectos de la covid están relacionados con el sistema circulatorio (formación de trombos); otro efecto importante a tener en cuenta es la respuesta inflamatoria que caracteriza esta enfermedad. 

 

Lo más sensato en este sentido es llevar una dieta saludable, personalizada, asegurando el aporte adecuado de energía, vitaminas, minerales, antioxidantes y de ácidos omega 3. 

 

La ingesta de determinados alimentos y nutrientes es una de las estrategias que ayudan al organismo a moderar la respuesta inflamatoria desproporcionada, así como la recuperación de la salud. 

 

A manera de resumen de los mas de 8000 tipos de sustancias antiinflamatorias, y alimentos que contribuyen notablemente a la recuperación post-covid son: 

 

  • Proteínas de origen animal. Contribuyen notablemente a esta recuperación debido a su aporte de aminoácidos y micronutrientes esenciales, que participan de manera estructural en el organismo. 
  • Zinc y selenio. Por sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias del zinc lo han posicionado como uno de los minerales más productivos en la lucha contra COVID y sus consecuencias . Mientras que el selenio, también antioxidante, es fundamental para el correcto desarrollo de las células inmunes. 
  • Ácidos grasos omega 3,  Vitamina D, Vitamina E, Vitamina A : Importantes contra la infección, ya que ayuda significativamente en la respuesta inmune.
  • Vitamina C y Polifenoles: Desempeñan un papel importantísimo antiagregante (para evitar formación de coágulos, etc.) así como la efectiva y rápida respuesta del sistema Inmunológico para la recuperación de la salud.

 

Alcohol, ni probarlo! 

En las investigaciones realizadas, el único elemento que tuvo un claro efecto negativo en la recuperación de la Covid-19,  fue el alcohol, demostrando que con su ingesta la taza de recuperación es peor, derivado del daño hepático y la relación que existe entre el alcohol y las enfermedades pulmonares (considerando que el sistema respiratorio y el pulmón son los principales campos de actuación del coronavirus).